top of page
  • Foto del escritorAna González Vañek

NINA DIPLA: "ME SIENTO HABITADA POR LA DANZA"



Fotografía - Gentileza Nina Dipla
Fotografía - Gentileza Nina Dipla


“… a veces primavera, a veces rosa, soltando pétalos de mano en mano.”
Rumi

Presenciar el bello misterio de su danza, es una experiencia indescriptible que atrae y apasiona. Sus movimientos intensos, envueltos en aire profundo, generan un espacio donde el tiempo ya no existe y donde la palabra pensamiento se vacía de sentido hasta inundarnos el alma. La verdad, pura y suave como un pétalo de rosa, emerge de su cuerpo y del nuestro, que ahora es un inmenso mar de percepciones que lo dicen todo. “Hay muchas cosas que no sabemos decir con palabras”, expresará Nina Dipla, una bailarina tan grande como su talento y sensibilidad, que en esta entrevista afloran para deleitarnos con la simplicidad de su belleza. Después de su última presentación en Buenos Aires en el año 2011, tuve el placer de entrevistarla, una vez más. Esta vez desde París, Nina Dipla evoca emociones y experiencias durante el proceso creativo de su solo “Une Attraction Invisible”, creado en homenaje a su inolvidable maestra, Pina Bausch (27 de julio de 1940 – 30 de junio de 2009). En el mes del 74º natalicio de la pionera de la danza teatro, tengo el agrado de compartir esta hermosa entrevista, realizada en sentido homenaje a Pina y en profundo agradecimiento a Nina.



--¿Cómo surgió la idea de crear “Une Attraction Invisible”? --“Une Attraction Invisible” –Una Atracción Invisible- nació con una necesidad; una urgencia. Quería rendir homenaje, a mi manera, a Pina y a algunos otros seres que ya no están con nosotros físicamente, pero que perduran en mi corazón. --¿Cuándo comenzaste a desarrollar la pieza y cuánto tiempo te tomó el proceso creativo? --Empecé a trabajar esta obra en otoño del año 2009 después de la muerte de Pina Bausch y Agnés Pallai quien fue mi maestro de ballet en la Folkwang Hochschule. El proceso creativo fue largo, porque yo trabajo en períodos pequeños, o después de los momentos de enseñanza, ¡cuando hay alguna sala libre! Así que la pieza se desarrolló gradualmente. Pero fue útil tomar el tiempo para la obra y dejarlo actuar en ella. ¡Como se trata de una obra que es “invisible”! --¿Cómo describirías esta experiencia si tuvieras que mencionar las emociones evocadas? --Fue una experiencia muy fuerte y sorprendente para mí, como una ola de emociones muy opuestas que me recorrían a través del cuerpo y de la mente. Hubo momentos de ira, y momentos de explosión que acudieron a apaciguar el silencio o un sentimiento de vacío, tanto en la mente como en el cuerpo. En griego diría que fue como una “catarsis”: la limpieza de las emociones y los sentimientos que debían salir. --¿Quién o quienes colaboraron en este proceso, y de qué manera? --Josef Nadj me apoyó mucho, brindándome ayuda en la creación: me dio la posibilidad de realizar una residencia durante 4 semanas en el Centro Coreográfico y también me invitó a presentar la avant première de este solo en su festival Traverses, en Orléans. La Ménagerie de Verre, el Centro Nacional de la Danza y Micadanses me permitieron utilizar sus estudios para la creación. Sin su ayuda la creación hubiera sido imposible. Es por eso que les agradezco infinitamente. --¿Cómo describirías tu “ser y estar en la Danza”? --Me siento “habitada” por la Danza, especialmente en los momentos que están relacionados con la creación del espectáculo. Es como si los pensamientos se detuvieran y el cuerpo encontraran la libertad y la verdad de existir a cada instante. --¿Qué entendés por comunicar a través de la danza? --Hay muchas cosas que no sabemos decir con palabras. Como la danza es un lenguaje universal, hay emociones muy fuertes que nos atraviesan, sobre todo allí donde nos reconocemos y sentimos algo que nos toca de “centro a centro” sin tener que dar explicaciones. --¿Qué resaltarías sobre tu experiencia en Tanztheater Wuppertal Pina Bausch? --Remarcaría muy especialmente el trabajo sobre la calidad del movimiento. --¿Qué le dirías a Pina hoy, aquí y ahora? --“Querida Pina, yo no sé cómo bailo, ni sé si mi danza es bella o atractiva, pero en todos los casos… ¡Sé por qué bailo!” --¿Cuáles son tus anhelos y expectativas para con tu profesión? --Me gustaría seguir viajando mucho, aprender e intercambiar con diferentes países y culturas. ¡Compartir mi pasión con el mundo entero!--


 

Nina Dipla, bailarina griega formada en la Escuela Nacional Superior (ENS) de Danza Rosella Hightower (Cannes, Francia), y en la Folkwang Hochschule en Essen (Pina Bausch). Nina Dipla fue miembro de la Folkwang Tanzstudio (FTS) de Essen, donde ha trabajado como bailarina y asistente para Pina Bausch (La consagración de la primavera). Desde 1999, se desempeñó como bailarina con diversos coreógrafos, compositores y directores. Titular de un D.E. en danza contemporánea, comparte cursos de danza en Francia y en el extranjero. Invitada como coreógrafa/profesora en el Conservatorio de Arte Dramático en Montpellier (dirección de Ariel García Valdés), también se desempeña como colaboradora en los Ateliers en París – Carolyn Carlson – La Cartoucherie. Durante el período 2010-2011, Dipla fue invitada como coreógrafa y profesora en diversos lugares de Francia y el extranjero (Canadá, Grecia, América Latina, Serbia, Italia, Chipre, Alemania).


bottom of page